Fórmula 1

GP Hungría F1: Hamilton: “Nunca me había sentido tan bien con los abucheos” | Deportes

Con la tensión entre Red Bull y Mercedes en cotas máximas tras el incidente entre Max Verstappen y Lewis Hamilton en Silverstone, la marca de la estrella se la volvió a jugar a la del búfalo rojo, esta vez en Hungaroring, donde el actual campeón se adjudicó su tercera pole position del curso y la 101 de su palmarés. Resuelto el conflicto entre las dos escuderías a raíz del accidente de Verstappen en la última cita del calendario, Mercedes movió ficha este sábado en Budapest, donde el domingo (15:00 horas, Movistar Fórmula 1 y Dazn) monopolizará la primera línea de la parrilla, algo que solo había logrado una vez en este 2021 (Portimão).

Más información

Al lado de Hamilton arrancará Valtteri Bottas, mientras que el holandés lo hará el tercero, justo por delante de Checo Pérez, su vecino en la estructura energética. Fernando Alonso saldrá el noveno y Carlos Sainz, el 15º, después de sufrir un accidente en la Q2. Pérez terminó la cronometrada fumando en pipa porque fue la principal víctima de la estratagema del fabricante alemán, que le dejó sin su último intento de vuelta rápida al ralentizar el ritmo de Hamilton en la vuelta de salida de los garajes.

Según Verstappen, Red Bull parte con desventaja este fin de semana porque su monoplaza fue más lento que el Mercedes desde la primera sesión del viernes. Probablemente por eso, el líder del campeonato calzará su bólido de entrada con la especificación de gomas más blanda, mientras que Hamilton y Bottas comenzarán con los neumáticos medios. Eso favorecerá una estrategia al ataque por parte del corredor de Red Bull en los primeros compases de la prueba. Por el contrario, el de Hasselt se verá obligado a parar antes. “Todo el fin de semana estuvimos por detrás [de Mercedes], y eso es lo que quedó claro en la cronometrada”, convino Verstappen, que en la última semana ha protagonizado un cruce de declaraciones con Hamilton. En Hungría, lugar de peregrinación de la hinchada holandesa, el chico de Stevenage volvió a sufrir la presión del público, que le abucheó sonoramente después de llevarse la pole. “Nunca me había sentido tan bien con los abucheos”, respondió él.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Fuente de la noticia : https://elpais.com/america/

Facebook Comments Box

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba